El Galaxy S9 se coloca como uno de los mejores teléfonos inteligentes del mercado. Aquí las razones para tenerlo o para pasar de largo

Actualmente es difícil encontrar un smartphone en la categoría premium que decepcione por desempeño, diseño o incluso por la capacidad de la cámara. Si bien cada marca tiene un valor agregado todas ofrecen equipos altamente funcionales, lo que vira el punto de competencia hacia los detalles y los gustos de cada usuario.

Eso son justo los nuevos Galaxy S9 y S9 Plus, son dos de los mejores teléfonos inteligentes del mercado, que difícilmente decepcionarán a sus dueños, y sin embargo como muchos otros productos de Samsung provocarán frustración a consecuencia de detalles que tienden a mermar la satisfacción.

Luego de probar ambos modelos por un par de semanas. Esto son los mejores atributos y los aspectos más frustrantes de los nuevos equipos premium de Samsung.

PANTALLA Y SONIDO

Samsung no solo se ha vuelto bueno haciendo pantallas móviles OLED, se ha convertido en la mejor compañía en producir este tipo de panales. Aunque idénticos a los del S8 y Note 8 la pantalla Infinity Display Quad HD (5.8 pulgadas para el S9 y 6.2 pulgadas para el S9 plus) ofrecen los mejores tonos, contraste y colores de todos los dispositivos móviles con pantalla OLED.

El tamaño aunado a la nitidez lo convierte en un gadget muy amigable para lectores e incluso para consumir series por largo tiempo. Son equipos con HDR, certificación Dolby Atmos y aunque Samsung no mejoró la pantalla los Galaxy S9 son los primeros teléfonos de la marca en contar con bocinas estereofónicas de la marca AKG, que aunque suena mucho mejor que las del S8 no tiene la misma fuerza y claridad que la del Razer Phone.

En días recientes, usuarios de S9 y S9+ reportaron también partes de la pantalla con baja sensibilidad al tacto; algunos usuarios han regresado sus equipos a la firma. Samsung cubre por garantía los gadgets hasta un año.

 DISEÑO: ALELUYA POR EL LECTOR

En diseño Samsung no se rompió la cabeza, los nuevos Galaxy S9 son prácticamente idénticos al S8, los únicos factores que lo delatan son dos: que el nuevo S9 Plus tiene dos cámaras traseras y que Samsung escuchó a sus usuarios y coloco el lector de huella digital debajo de la cámara y no a un lado.

Este cambio que parece una tontería es uno de las cosas que más agradecerán los usuarios del nuevo Galaxy S9 y una muestra clara de que la marca está dispuesta a escuchar las quejas de sus clientes.

Una cosa más al ser cristal por ambos lados, los Galaxy S9 son una imán de grasa para los dedos, Samsung debería comenzar a colocar ese mismo químico oleofóbico que Apple coloca en el iPhone para reducir la cantidad de grasa impregnada en el teléfono.

SAMSUNG POR FAVOR MENOS SAMSUNG

Uno de las peores aspectos de los nuevos Galaxy S9 es sin duda el software que Samsung pone sobre Android, aunque la empresa ha disminuido la cantidad de apps basura que instala, el usuario todavía tendrá que lidiar con dos apps para casi todo las de Samsung y las de Google: calendario, correo, navegador, notas, mensajes. La gran realidad es que en todos los casos, las de Google son infinitamente superiores a las que Samsung coloca en sus teléfonos.

Claro el usuario puede cambiar el launcher y ocultar en un folder esas apps para nunca más usarlas, pero el hecho de tenerlas y no poder eliminarlas es un tedio que el usuario no debería de tener.

Lo mismo con Bixby, pues aunque el asistente de Samsung ya es más listo que el de Apple (Siri), es mucho más torpe y limitado que Google Assistant y Samsung sigue sin permitir que el botón dedicado de Bixby se utilice para otras funciones. Al menos en esta ocasión es posible desactivar a Bixby por completo.

BATERÍA SAFE

Lo comencé a usar con un 100% de carga y de forma intensiva y la batería bajó rápidamente a cerca de 60%, mismo porcentaje que en un modo de uso mucho más moderado – sin consumo de apps como Spotify o Netflix- duró el resto de un día. Desde hace tiempo, la duración de la batería en un smartphone es un factor que los usuarios buscan de forma recurrente, aunque en este caso, no es que la batería del equipo no sea buena si no que le desempeño de un teléfono con éstas capacidades de procesamiento, ya sea éste o de otro sistema operativo, demanda sin duda mucho de la vida de la batería, pero en compensación, la carga rápida e inalámbrica son mucho más rápida que en modelos anteriores.

CÁMARA Y SUS FUNCIONES “NOVEDOSAS”

Samsung dice que el mayor cambio a los nuevos Galaxy S9 está en la cámara y la premisa es medio cierta. En efecto el S9 es el primer teléfono móvil del mundo con un formato de doble apertura (F1.5-F2.4) esto significa que el lente del equipo puede ajustar el apertura para dejar entrar más o menos luz dependiendo del escenario, de la misma manera que lo hace el ojo humano.

Lo cierto es que la función suena a revolución, pero la realidad es que el usuario únicamente la notará cuando captura fotografías de noche o en ambientes con poca luz, en los que al entrar más luz las imágenes tienden a estar mejor iluminadas, con menos ruido y grano. Como toda nueva tecnología es algo bueno para tener, pero no representa un factor vital para tener el S9.

Aunque las nuevas funciones pueden no ser tan atractivas, el Galaxy S9 tiene uno de las mejores cámaras del mercado y difícilmente tomarás fotos que te decepcionen con estos teléfonos.

AGREGADOS Y LOS ARMOJI

Samsung también mejoró el reconocimiento facial para desbloquear el teléfono, pero para que funcione a la perfección y realmente sea útil, la luz tiene mucho que ver. En ambientes con luz artificial dentro de una oficina o de casa funcionó sin problema, aunque al interior de un auto, en la noche o ambientes con pocas luz fue imposible desbloquear el equipo. En ese sentido, la tecnología de reconocimiento fácil de Samsung todavía está muy lejos a la que tiene Apple en el iPhone X. Por suerte para todos los usuarios, el lector de huella digital funciona a la perfección.

Otro de los valores agregados que ofrece este equipo es la posibilidad de crear tu propio avatar, en caricatura, y usarlo como GIF para responder mensajes o para usarlo en redes sociales, algo que Samsung llama ARmoji.

El menú para personalizar tu versión digital es limitado, hay cabello lacio o recogido para mujeres y una opción de cabello rizado pero muy corto, es la única, lo que reduce los estilos. El resto de herramientas de personalización te permite elegir color de piel, ropa y los rasgos de la cara son basados en el reconocimiento facial que hace la cámara.

Al igual que los Animojis de Apple, los ARmoji será una función que utilizarás las primeras dos semanas para después olvidarlos para siempre.

VALE O NO LA PENA

Si eres usuario del Galaxy S8 verás pocas mejoras al cambiar al S9. La pantalla, diseño y cámara (fuera de esas “funciones” especiales) son las mismas. El valor para cambiar ahí es si buscas un equipo con mejor procesador. En cambio si eres usuario del Galaxy S6 o S7 el cambio será una gran opción. Para todos los demás, la decisión de compra está en si el diseño, la marca y esas funciones te atraen lo suficiente para invertir esa cantidad de dinero, porque como teléfono inteligente los Galaxy S9 y S9 plus cumplen las expectativas de cualquier tipo de usuario sin problemas.

Fuente: Expansión