Vecinos del Ejido Sacramento tomaron la caseta Sacramento y permitieron el paso de forma gratuita a los guiadores por unos momentos.

Los vecinos informaron que habían acordado mantener una asamblea entre funcionarios y ciudadanos para llegar a un acuerdo.

Las autoridades se retiraron de forma sigilosa de la reunión ante la gran participación ciudadana, evitando llegar a un convenio.

Ante estas acciones los ciudadanos decidieron de manera colectiva el cerrar la caseta Sacramento por unas horas.

Los ejidatarios piden a las autoridades que quiten la caseta Sacramento o que les otorguen el libre paso ya que ellos necesitan pasar por la misma para realizar sus acciones ordinarias.

Anteriormente los habitantes tumbaron una barda que se encuentra en los ejidos que conduce hacia la carretera a Juárez evitando a los guiadores el pago de la caseta, esto como medida ante las negativas del gobierno del estado.

Los manifestantes duraron poco tiempo en la caseta, dando como ultimatum al gobierno ocho dias para que les resuelvan y en caso dado de no hacerlo, tumbaran la caseta.

Fuente: La Opción de Chihuahua