Desde la orilla del mar del Pacífico, en el Malecón de Puerto Vallarta, Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de la coalición “Juntos Haremos Historia” luego de portar el sombrero de charro y cantar “México Lindo y Querido” con el mariachi que le dio la bienvenida a la playa, aseguró que en 39 días vamos a iniciar la cuarta transformación del país, después de la Independencia, la Reforma y la Revolución.

Líder no va a faltar”, y “será un cambio pacífico”, aseguró el aspirante por tercera ocasión a la primera magistratura del país.

Al enumerar a todos los partidos políticos que operan en México y cuyos militantes han ido abandonando para sumarse a la alianza que encabeza López Obrador, el político tabasqueño convocó a que “todos juntos saquemos a Mexico del atolladero en el que lo han dejado los malos gobiernos”.

“Donde no hay corrupción no hay pobreza”, apuntó al resaltar ante cientos de seguidores reunidos en la arena que “ya no queremos millones de mexicanos en la pobreza”.

“El peor de los ladrones es el político corrupto”, enfatizó al asegurar que con su posible gobierno “nos vamos a ahorrar 500 mil millones porque ya no va a haber robadera”.
“Vamos a poner orden y todo lo que se ahorre nos va a permitir impulsar el desarrollo”, prometió al destacar que hará valer el Estado de derecho, la Constitución y la ley.

“El pueblo va a purificar la vida publica del país, no puede haber gobierno rico con pueblo pobre. Nos va a tocar a nosotros encabezar el cambio y lo vamos a lograr.

“La paz se consigue con trabajo y bienestar”, dijo a una población jalisciense asolada por la violencia y la inseguridad en los últimos años.

Este miércoles, López Obrador continúa en Jalisco, con acto masivo en Autlán; ya por el atardecer, el político tabasqueño visitará Manzanillo, Colima.