Las agresiones suscitadas este martes son una respuesta a las detenciones del fin de semana, entre ellas, la de Rosalinda “N”, esposa del líder del CJNGNemesio Oseguera Cervantes, alias “El Mencho”, así lo confirmó el Fiscal General, Raúl Sánchez Jiménez.

A pesar de que, en un principio, a través de su cuenta de Twitter, la Fiscalía General del Estado (FGE) negara que los homicidios estuvieran relacionados entre sí y que correspondieran a miembros de un grupo delictivo, más tarde en rueda de prensa el funcionario cambió de versión.

Aseguró que, tras los operativos de la Marina para detener a integrantes del Nueva Generación, la escisión de este grupo delictivo, ve un debilitamiento del círculo cercano de “El Mencho”.

Recordó que, a causa de estas pugnas, el gobernador Aristóteles Sandoval Díaz había advertido sobre tiempos complicados en Jalisco.

Según él, desde 2013 se advirtió de la peligrosidad de esta organización y por eso se le ha hecho frente, aunque la realidad en Jalisco muestra otra cosa, pues 2017 fue considerado el año más violento desde que se tiene registro, y 2018 comienza a romper los indicadores.