Han tenido que pasar 52 largos años para que nuevamente un futbolista mexicano aparezca en la Copa del Mundo por quinta ocasión. En Rusia2018Rafael Márquez está por igualar la hazaña que Antonio Carbajal protagonizó entre Brasil-1950 e Inglaterra-1966.

“Para mí es un honor que un mexicano iguale mi récord”, comenta el legendario portero Antonio la ‘Tota’ Carbajal a sus 89 años.

Visita el micrositio de Rusia2018: “La Emoción del Mundial”

“Lamentablemente tuvieron que pasar 52 años para que esto sucediera, pero qué bueno que haya sido Rafa Márquez que, para mí es el máximo líder que ha tenido la selección mexicana en la historia”, remata el legendario arquero.

Ver imagen en TwitterVer imagen en TwitterVer imagen en TwitterVer imagen en Twitter

Sin embargo, el histórico medio escudo mexicano logrará la proeza inmerso en una polémica que amenaza con dañar su prestigio.

A Rafael Márquez el primer llamado a la selección mexicana le llegó de manera fortuita. En enero de 1997, el serbio Bora Milutinovic, entrenador del ‘Tricolor’, elaboró una convocatoria en la que por error incluyó al joven surgido del Atlas que apenas tenía cinco partidos en primera división.

Originalmente, Milutinovic pretendía llamar a César Márquez, quien era compañero de Rafael.

Aun con la confusión, Márquez no figuró para el Mundial de Francia-1998, ese privilegio le llegó para Corea-Japón-2002, torneo en el que, aunque era un joven de 23 años, ya lucía el gafete de capitán. El técnico Javier Aguirre se lo dio por encima de figuras consolidadas como el aguerrido mediocampista Alberto García Aspe y el bravo delantero Cuauhtémoc Blanco.

Capacitado para jugar como defensa central o medio de contención, Márquez hilvanó también los Mundiales Alemania-2006, Sudáfrica-2010 y Brasil-2014.

La posibilidad de jugar el quinto Mundial se la ha dado el seleccionador Juan Carlos Osorio. Para el colombiano, Márquez es un auténtico auxiliar técnico cuando está en la banca y una garantía dentro de la cancha.

Osorio asegura que no llevará a Márquez a Rusia-2018 como homenaje a su trayectoria sino por cuestiones “estrictamente deportivas”.